Ir al contenido principal

Entradas

Catarsis

Para mi primera entrada en mucho tiempo, traté de empezar algo que sonara poético y con palabras rebuscadas como solía hacerlo en mis entradas anteriores pero me di cuenta que no podía hacerlo sin antes estimular mis dedos escribiendo esto. Este blog comenzó hace un tiempo como respuesta a unas amistades que, con la moda de los blogs, me decían que escribiera en uno algunas cosas de las que compartía con ellos.
En mi adolescencia escribía en una mascota o libreta cualquier idea que me viniera a la mente, cosas que escuchaba o leía, cualquier pensamiento, análisis, en fin… todo. Remplace mi libreta por un blog. Por esta razón dejé de escribir… y el único y exclusivo fin de este blog era desahogarme. Mi libreta era donde hacia catarsis.
La catarsis es el desahogo emocional o efecto purificador que viene como consecuencia de un evento externo.
He aprendido que las cosas más sencillas son las más hermosas. Por eso recuperé mi libreta y volví a escribir. Todos necesitamos una manera para de…
Entradas recientes

Eterno Atardecer

Un nuevo amor es fresco, alegre y ligero como el amanecer. Pacientemente se va cultivando y va creciendo, como el sol lo hace entre en el cielo y la tierra. El amor maduro es incomparable, sublime. Es como un rojo atardecer, justo ahí es cuando da miedo pensar lo mucho que se puede perder. No queremos que se vaya. ¡Nunca!


Pero el cielo rojo murió y llegó la noche. Todo se volvió una oscuridad desesperante. Él intentó correr tras su luz pero fue inútil. La luna y las estrellas fueron su único consuelo en aquel cielo, donde brillo el amor; simplemente un recuerdo paseando en la mejilla.


Antes de amanecer es cuando el cielo es más oscuro. Nunca pensó que un nuevo día llegaría y que ingenuo fue al pensar que el amor era como el sol. Aprendió de su error.


Un nuevo día llegó. Él se convirtió en el Sol y dejo de mirar las cosas desde abajo. El amor era el día. A ella le brindó el más bello amanecer. Este maduró e hizo un cielo rojo, tanto como la sangre; y espeso, como la miel.


Claro... todo est…